12 de Junio de 2007

En un gran revés para el gobierno de Bush, un tribunal federal dictamina que EE.UU. no puede detener a residentes legales como "combatientes enemigos" sin imputación de cargos

Almarritn

Escuche/Vea/Lea (en inglés)

El dictamen judicial se presentó en el caso de la única persona aún detenida como combatiente enemigo en suelo estadounidense, Ali al-Marri, quien fue detenido hace cinco años en su hogar en Peoria, Illinois. La jueza Diana Gribbon Motz declaró que autorizar la detención militar indefinida: "tendría consecuencias desastrosas para la Constitución y para el país".

Programas recientes Ver más

Programa completo