24 de Julio de 2008

Muerto por pistola Táser: la policía es acusada de encubrir la muerte de un afroestadounidense que recibió nueve descargas de pistola táser mientras estaba esposado

Tazerweb

Escuche/Vea/Lea (en inglés)

La policía de la ciudad de Winnfield, Louisiana, está siendo acusada de encubrir la muerte de Baron Pikes, de veintiún años de edad. Pikes murió el 21 de enero tras recibir nueve descargas eléctricas de pistola táser mientras estaba esposado y bajo custodia policial. El jefe de policía de la ciudad afirmó inicialmente que Pikes estaba bajo los efectos del crack y del PCP en el momento de su muerte, pero el médico forense determinó recientemente que la muerte de Pikes fue un homicidio, luego de que la autopsia indicara que no había drogas en su cuerpo. El forense también determinó que la policía le aplicó a Pikes dos descargas eléctricas de pistola táser cuando ya había perdido el conocimiento. Hablamos con Howard Witt, el reportero del Chicago Tribune que dio a conocer la historia a nivel nacional. También hablamos con Kayshon Collins, la madrastra de Baron Pikes, y con el teniente de la policía de Winnfield Charles Curry.

Programas recientes Ver más

Programa completo