Hello! You are part of a community of millions who seek out Democracy Now! each month for ad-free daily news you can trust. Maybe you come for our daily headlines. Maybe you come for our in-depth stories that expose corporate and government abuses of power and lift up the voices of ordinary people working to make change in extraordinary times. We produce all of this news at a fraction of the budget of a commercial news operation. We do this without ads, government funding or corporate sponsorship. How? This model of news depends on support from viewers and listeners like you. Today, less than 1% of our visitors support Democracy Now! with a donation each year. If even 3% of our website visitors donated just $10 per month, we could cover our basic operating expenses for a year. Pretty amazing right? If you visit us daily or weekly or even just once a month, now is a great time to make a monthly contribution.

Your Donation: $

18 de Noviembre de 2010

Mientras Nueva York debate el programa de comunidades seguras, un estudio cuestiona una polémica normativa diseñada para deportar a inmigrantes presos

Secure-comm

Escuche/Vea/Lea (en inglés)

Un lucha se libra en Nueva York por el Programa de Comunidades Seguras, una polémica normativa federal que exige a la policía local enviar al Departamento de Seguridad Nacional de EE.UU. las huellas dactilares de todas las personas que arresten. El gobernador de Nueva York, David Paterson, ha aprobado un acuerdo de comunidades seguras pero se enfrenta a una gran oposición. Hablamos con Aarti Shahani, autora de un nuevo estudio que cuestiona la validez de esta normativa. Ella descubrió que entre los presos inmigrantes arrestados por drogas y detenidos en la prisión de la Isla de Riker en Nueva York, los sospechosos acusados de delitos de menor gravedad fueron elegidos para la deportación con mayor frecuencia que los acusados de delitos más graves. Dicho de otro modo, aunque Seguridad Nacional asegura que escoge a delincuentes peligrosos para la deportación, el estudio no encontró ninguna relación entre la gravedad del delito cometido y las posibilidades de ser deportado.

Programas recientes Ver más

Programa completo

Reportajes

Titulares