14 de Diciembre de 2011

La Cámara de Representantes y el Senado modifican el proyecto de ley de detención indefinida en una apuesta para evitar el veto de la Casa Blanca, pero el temor persiste

Splash_image20111214-7869-1sx6daw-0

Escuche/Vea/Lea (en inglés)

La Cámara de Representantes tiene previsto votar hoy un proyecto de ley de defensa de $ 662 mil millones de dólares que podría marcar el comienzo de una expansión radical de las detenciones indefinidas por parte del gobierno de EE.UU. Una disposición de la Ley de Autorización de Defensa Nacional podría permitir que las fuerzas armadas detengan a cualquier persona que consideren sospechosa de terrorismo —en cualquier lugar del mundo— sin cargos ni juicio. La medida ampliaría de manera efectiva la definición de lo que se considera el "campo de batalla" de las fuerzas armadas, llevándolo a cualquier parte del mundo, incluso dentro de Estados Unidos. La Casa Blanca amenazó con vetar la medida, con el apoyo de importantes funcionarios, entre ellos el Secretario de Defensa Leon Panetta, el Director de Inteligencia Nacional James Clapper y el director del FBI Robert Mueller. Pero los legisladores esperan que haya varias modificaciones de último momento que se ocupen de las inquietudes y eliminen la amenaza de veto, pero los analistas advierten que el proyecto de ley plantea una gran amenaza contra derechos constitucionales fundamentales. Hablamos con Chris Anders, asesor legislativo en la oficina legislativa de la Unión Estadounidense por las Libertades Civiles en Washington. "Se trata de mandar gente a la cárcel, posiblemente por el resto de sus vidas, en base exclusivamente a la sospecha", advierte Anders.

Programas recientes Ver más