29 de Febrero de 2012

Amnistía Internacional: el embargo de armas y los observadores de derechos humanos son necesarios para resolver la crisis en Siria

Shetty_showbutton

Según se informa, el número de muertos en Siria llegó a 7.500 en estos 11 meses de represión del gobierno contra los manifestantes opositores y los rebeldes armados. Los activistas dicen que más de 250 personas han muerto solamente en los últimos dos días, principalmente por los bombardeos realizados por el gobierno en las provincias de Homs y Hama. Hablamos con el secretario general de Amnistía Internacional, Salil Shetty, quien espera reunirse con el secretario general de la ONU, Ban Ki-Moon, para conversar sobre la situación en Siria. "El gobierno sirio debe detener los bombardeos", dice Shetty al tiempo que destaca que Amnistía Internacional no hace un llamamiento al uso de la fuerza. "Lo más inmediato es lograr que se permita el acceso irrestricto a los observadores independientes de derechos humanos. Y [también] detener el flujo de armas, ya que el embargo de armas que venimos pidiendo desde hace mucho tiempo no ha sucedido". Shetty también se refiere a la represión de la libertad de expresión en Irán en vísperas de las elecciones parlamentarias de esta semana, los derechos humanos en Egipto y la campaña de Amnistía Internacional para lograr un tratado internacional efectivo sobre el comercio de armas.

Escuche/Vea/Lea (en inglés)

Programas recientes Ver más