4 de Marzo de 2014

La industria del plástico trata de ocultar nuevos datos sobre efectos adversos en la salud humana

Plastic_water_bottle2

Escuche/Vea/Lea (en inglés)

Un artículo publicado recientemente en la revista Mother Jones puede asustar a cualquiera que beba de botellas de plástico, les dé a sus hijos tazas de plástico con piquito, coma de recipientes de plástico o almacene alimentos con envoltorio plástico. Durante años, se han hecho campañas públicas contra los plásticos que contienen bisfenol-A (BPA), un aditivo plástico controvertido, por los efectos adversos en la salud de las personas que provoca la exposición a estrógeno sintético. Pero una nueva investigación realizada por el periodista Mariah Blake de la revista Mother Jones reveló que los productos químicos utilizados para reemplazar el BPA pueden ser igual o más peligrosos para la salud. Incluso los productos plásticos que se publicitan como libres de BPA y que los venden empresas como Evenflo, Nalgene y Tupperware, liberan estrógeno sintético. Mother Jones también revela cómo la industria del plástico hizo una “gran campaña al estilo de los cigarrillos”, para ocultar las pruebas científicas contra los productos que usamos a diario. Blake nos acompaña para analizar sus hallazgos.

Programas recientes Ver más

Programa completo