Hello! You are part of a community of millions who seek out Democracy Now! each month for ad-free daily news you can trust. Maybe you come for our daily headlines. Maybe you come for our in-depth stories that expose corporate and government abuses of power and lift up the voices of ordinary people working to make change in extraordinary times. We produce all of this news at a fraction of the budget of a commercial news operation. We do this without ads, government funding or corporate sponsorship. How? This model of news depends on support from viewers and listeners like you. Today, less than 1% of our visitors support Democracy Now! with a donation each year. If even 3% of our website visitors donated just $10 per month, we could cover our basic operating expenses for a year. Pretty amazing right? If you visit us daily or weekly or even just once a month, now is a great time to make a monthly contribution.

Your Donation: $

10 de Abril de 2014

Wall Street, el acaparamiento de tierras y la amenaza de una nueva crisis inmobliaria

Rentalhouselandgrab

Escuche/Vea/Lea (en inglés)

La empresa de capitales privados Blackstone Group es ahora la mayor propietaria del país de viviendas unifamiliares para alquiler. En un solo día, Blackstone compró cerca de 1.400 casas en Atlanta. Las empresas privadas de este tipo están acaparando enormes franjas del mercado inmobiliario, asociándose con los grandes bancos para reunir las hipotecas de estas casas de alquiler en un nuevo producto financiero, llamado “valores respaldados por alquileres inmobiliarias", una reminiscencia de los “valores respaldados por hipotecas residenciales” que contribuyeron a causar la última crisis financiera. ¿En qué medida este nuevo imperio de capitales privados de casas para alquiler puede llegar a impulsar una nueva crisis inmobiliaria? Nos acompaña Laura Gottesdiener, autora del libro “A Dream Foreclosed: Black America and the Fight for a Place to Call Home” (Un sueño hipotecado: los afroestadounidenses y la lucha por encontrar un lugar llamado hogar), quien denomina a esta nueva ola de adquisiciones un “acaparamiento de tierras". El último artículo de Gottesdiener analiza el mercado de alquileres en la Ciudad de Nueva York, un caso de estudio de lo que los críticos llaman “capitales depredadores”. Las grandes empresas han implementado tácticas violentas para desalojar a los inquilinos y aumentar el precio de los alquileres, y los inquilinos siguen resistiendo. También nos acompaña Benjamin Warren, que ha sido víctima –junto a otras 1.600 familias de 42 edificios- de una de las mayores ejecuciones hipotecarias llevadas a cabo en la ciudad en los últimos años.