30 de Abril de 2014

Oklahoma: un testigo habla de una ejecución fallida en la que el preso murió de un ataque al corazón

Claytonlockett

Escuche/Vea/Lea (en inglés)

Un preso del pabellón de la muerte de Oklahoma falleció de un ataque al corazón, luego de que la ejecución fallara, el martes a la noche. Clayton Lockett recibió una inyección con un cóctel no probado de drogas letales. Luego de forcejear violentamente en la camilla, los médicos detuvieron la ejecución por 13 minutos cuando descubrieron que Lockett todavía estaba consciente y trataba de hablar. Los médicos afirman que Lockett sufrió la rotura de una vena, lo que interrumpió el flujo de las drogas letales. Unos treinta minutos después de eso, Lockett aparentemente murió de un ataque al corazón cuando las drogas se habían extendido al resto del cuerpo. La fallida ejecución obligó a los agentes a cancelar la ejecución de otro preso, Charles Warner. Tanto Lockett como Warner habían conseguido una suspensión de cumplimiento de la condena a principio de este mes, después de que cuestionaran el carácter secreto de las drogas para la ejecución. Pero la Corte Suprema de Oklahoma anuló la decisión la semana pasada, cuando la gobernadora de Oklahoma, Mary Fallin, se opuso y los legisladores de dicho estado amenazaron con la destitución de los jueces de sus cargos. La ejecución de Warner ahora se demoró por catorce días, y depende de una revisión de los procedimientos de ejecución. Nos acompaña la periodista Ziva Branstetter del periódico Tulsa World, que fue una de doce testigos pertenecientes a los medios que asistieron a la ejecución planificada en la Penitenciaria del Estado de Oklahoma.

Programas recientes Ver más

Programa completo

Reportajes

    Terror-documentary-film-poster
    Documental (T)ERROR: un informante del FBI da a conocer la operación cuyo objetivo son estadounidenses inocentes...
    Dedicamos el programa de hoy a un explosivo nuevo documental que enciende una luz poderosa sobre la práctica del FBI de usar informantes en sus operaciones de contraterrorismo. Estos agentes encubiertos tienen la función de identificar posibles terroristas antes de que ataquen. Desde los atentados del 11/S los informantes sirvieron para procesar a, al menos, 158 personas. Pero los analistas sostienen que con frecuencia se apunta a personas equivocadas, “entre ellos a aquellos con discapacidades mentales e intelectuales y a indigentes”. El...

Titulares