Hello! You are part of a community of millions who seek out Democracy Now! each month for ad-free daily news you can trust. Maybe you come for our daily headlines. Maybe you come for our in-depth stories that expose corporate and government abuses of power and lift up the voices of ordinary people working to make change in extraordinary times. We produce all of this news at a fraction of the budget of a commercial news operation. We do this without ads, government funding or corporate sponsorship. How? This model of news depends on support from viewers and listeners like you. Today, less than 1% of our visitors support Democracy Now! with a donation each year. If even 3% of our website visitors donated just $10 per month, we could cover our basic operating expenses for a year. Pretty amazing right? If you visit us daily or weekly or even just once a month, now is a great time to make a monthly contribution.

Your Donation: $

23 de Julio de 2014

“Crisis humanitaria”: el número de palestinos muertos alcanza los 650 y continúan los ataques de Israel

Escuche/Vea/Lea (en inglés)

Israel sigue bombardeando la Franja de Gaza en medio de las conversaciones para acordar un alto el fuego. Los ataques de las fuerzas armadas israelíes hoy incluyen un bombardeo a la única planta de energía de Gaza y un fuerte bombardeo contra Khan Yunis, que dejó un saldo seis personas muertas y al menos veinte heridos. La cantidad de palestinos muertos es aproximadamente de 650, entre ellos más de ciento sesenta niños. Unas cuatro mil personas han resultado heridas. De acuerdo a funcionarios de Gaza, 475 viviendas fueron destruidas en su totalidad y más de 2600 parcialmente dañadas. Israel también atacó cuarenta y seis escuelas, cincuenta y seis mezquitas y siete hospitales. Dos soldados israelíes más han sido asesinados, con lo que la cantidad de soldados israelíes muertos dentro de Gaza asciende a veintinueve. Un agricultor de origen tailandés también murió en Israel al ser alcanzado por un cohete disparado desde Gaza. En el frente diplomático, el secretario de Estado de EE.UU., John Kerry, se encuentra en Israel hoy para participar en las conversaciones con Israel y luego con la Autoridad Palestina. El presidente palestino Mahmoud Abbas apoyó el pedido de Hamas de condicionar el alto el fuego al levantamiento del bloqueo de la Franja de Gaza que lleva siete años. En el consejo de derechos humanos de la ONU, Navi Pillay, Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, dijo que hay “grandes posibilidades” de que Israel haya cometido crímenes de guerra en Gaza. Pillay se refirió al feroz ataque israelí sobre zonas residenciales en Shuja’iya y al bombardeo del hospital Al-Aqsa. El martes, las empresas de aviación estadounidenses y europeas decidieron interrumpir los vuelos hacia Tel Aviv, luego de que un cohete cayera aproximadamente a una milla del aeropuerto. Desde la ciudad de Gaza se comunica con nosotros el corresponsal de Democracy Now! Sharif Abdel Kouddous.

Transcripción

NERMEEN SHAIKH: El secretario de Estado John Kerry ha llegado a Tel Aviv para mantener conversaciones con los líderes de Israel y de la Autoridad Palestina sobre un posible alto el fuego, al tiempo que la cifra de muertos en Gaza continúa aumentando. Alrededor de 650 palestinos han muerto en los 16 días de ofensiva israelí. Entre los muertos hay más de 160 niños. Un niño de siete años de edad murió esta mañana cuando un proyectil israelí impactó sobre un carro tirado por un burro. De acuerdo a las cifras ofrecidas por funcionarios de Gaza, 475 casas han sido destruidas totalmente, y más de 2.600 viviendas han sido parcialmente dañadas. Israel también ha bombardeado 46 escuelas, 56 mezquitas y siete hospitales.

AMY GOODMAN: Mientras tanto, otros dos soldados israelíes han muerto, con lo que el número de muertos israelíes en Gaza alcanza los 29. Un trabajador agrícola tailandés murió también en Israel tras ser alcanzado por un cohete lanzado desde Gaza. El martes, las aerolíneas de EE.UU. y Europa suspendieron sus vuelos a Tel Aviv después de un cohete cayera a un kilómetro y medio del aeropuerto.

En el frente diplomático, el presidente palestino, Mahmoud Abbas, respaldó los llamamientos de Hamas al fin del bloqueo económico de la Franja de Gaza como condición para un alto el fuego.

Ahora vamos directamente a la ciudad de Gaza, desde donde nos acompaña el corresponsal de Democracy Now!, Sharif Abdel Kouddous. Sharif, cuéntanos de dónde acabas de venir.

SHARIF ABDEL KOUDDOUS: Amy, acabo de estar en la central eléctrica de Gaza, que ayer por la noche fue bombardeada por el ejército israelí con proyectiles de artillería en al menos tres ocasiones. Esta es la única central eléctrica de Gaza. Proporciona aproximadamente el 30 por ciento de la electricidad de la Franja de Gaza. La noche pasada fue severamente dañada y por el momento no está funcionando, así que están tratando de repararla. Esto ocurre cuando ya Gaza está sufriendo un problema de falta de electricidad muy severo. La gran mayoría de los residentes de Gaza sólo disponen de electricidad unas cuatro horas al día. Así que esto se suma a la creciente crisis humanitaria a la que se enfrenta Gaza.

El ejército israelí ha declarado el 44 por ciento de la Franja de Gaza como zona militar, advirtiendo a la gente de esas áreas, es decir, esencialmente empujándola tres kilómetros más allá de la frontera. Este es un pedazo de territorio que en su parte más ancha tiene nueve kilómetros de ancho y, en su parte más estrecha tiene cinco kilómetros. Así que, casi la mitad de la Franja de Gaza ha sido declarada zona de seguridad militar, y esto ha provocado un desplazamiento masivo. Más de 100.000 personas han sido desplazadas, y se han refugiado no sólo en las escuelas de la ONU, sino también en edificios en construcción, en casa de otras personas, en iglesias. El otro día, el cementerio de una iglesia donde se encontraban algunos residentes evacuados, fue bombardeado por el ejército israelí. Esto causó que una mujer en el interior se pusiera de parto, y dio a luz en el interior de la iglesia. El Hospital Shifa se ha convertido en un campo de refugiados improvisado. Hay muchos, muchos residentes de Shejaiya, el barrio del este de la ciudad de Gaza que fue arrasado por el ejército israelí el domingo en uno de los días más sangrientos del conflicto. Hablé con mucha gente allí, que han llegado sin nada. Uno de ellos me mostró un mensaje de texto que recibió esa noche desde un número desconocido— ni siquiera era un número; eran letras— era un mensaje de texto en árabe que decía: "Nunca has visto nada como esto". Fue, presumiblemente, una advertencia de los militares israelíes a los residentes de Shejaiya.

Hablamos sobre el número de niños que han muerto, y sobre el número de palestinos muertos y heridos, pero es mucho más fácil entender su situación contando sus historias. Hoy estaba en el hospital de Shifa, estaba allí de pie, y un padre de familia, de 30 años, vino junto a su madre, de 60 años, a pedirme ayuda. Decían que su esposa acababa de dar a luz a dos gemelos unidos. Nacieron unidos por el estómago. Compartiendo un corazón y un hígado. Y necesitaban desesperadamente salir de Gaza, e ir a Israel o a cualquier otro país para realizar una cirugía para separarlos. Uno de los hijos tendría que ser sacrificado para salvar al otro. Él me contó esta historia, y me dijo: "Vamos a ver a los niños. Quiero mostrárselos". Entramos en la sala de neonatos, donde encontramos al médico, y el médico me miró y me habló en inglés, para que el hombre no lo entendiera, y me dijo que habíamos llegado demasiado tarde, que acababan de morir. Tras lo cual tuvo que informar al padre, que se echó a llorar. Estas son el tipo de historias que se escuchan aquí. Él hombre había estado tratando de sacar de Gaza a los niños, a sus gemelos recién nacidos, durante los últimos días, pero todo está cerrado. Este es el tipo de drama que se ve todos los días bajo este brutal asalto militar.

Solo para dar otro ejemplo, esta mañana el ejército israelí ha interceptado la señal de la emisora ​​de radio de Hamas, Al-Aqsa. Y mientras íbamos en coche, hemos escuchado unas advertencias, un tanto extrañas, de los militares israelíes, diciendo: "¡Oh!, terroristas, ¿oyen el sonido de los aviones sobre vosotros? ustedes son el objetivo". Y después: "¡Oh!, terroristas, el mejor lugar para que se sientan seguros es en su propia tumba". Esto es parte de la guerra psicológica que también está teniendo lugar.

NERMEEN SHAIKH: Sharif, muy rápidamente, antes de concluir, ¿podrías decir lo que piensas sobre las perspectivas para que se alcance un alto el fuego, dado lo que el presidente palestino, Mahmoud Abbas, ha dicho que apoya a Hamas— la posición de Hamas sobre el levantamiento del bloqueo económico a la Franja de Gaza como condición para la tregua?

SHARIF ABDEL KOUDDOUS: Bueno, yo creo que es un avance muy importante. Muchos palestinos aquí se alegraron mucho de escuchar esa noticia. Esto une a los palestinos en un solo frente en lo que respecta a sus demandas. Esto es, en mi opinión, algo clave. Una vez más repito lo que dije ayer, independientemente de lo que se diga sobre lo que los habitantes de Gaza están pidiendo, ellos están pidiendo el levantamiento de este asedio, el levantamiento de este brutal bloqueo que afecta a todos los aspectos de sus vidas. Ya se hable de agua, de electricidad, de puestos de trabajo, del derecho al trabajo y el derecho a viajar, todos estos problemas existían antes de la guerra. La guerra solo ha exacerbado sus graves efectos. Por lo que, esto es algo que todos los habitantes de Gaza están pidiendo, y creo que el hecho de que Abbas se haya unido a Hamas es algo importante.

AMY GOODMAN: Sharif, queremos darle las gracias por estar con nosotros. Mantente a salvo. Transmitiendo desde la ciudad de Gaza, Sharif Abdel Kouddous, corresponsal de Democracy Now! Sus artículos están siendo publicados en la revista The Nation. Vamos a enlazar esos artículos en democracynow.org.

Traducido por Igor Moreno. Editado por Camila Osorio y Democracy Now! en Español

Programas recientes Ver más

Programa completo

Reportajes

Titulares