31 de Octubre de 2013 < Entrada Previa | Próxima Entrada >

Miedo de salir a la calle: habla la familia de la abuela paquistaní asesinada por un avión no tripulado

Hace poco más de un año, el 24 de octubre de 2012, una mujer pakistaní de 67 años fue asesinada por lo que se cree fue un ataque de un avión no tripulado estadounidense mientras recogía vegetales en el campo junto a sus nietos. Esta semana, el hijo de esta mujer y dos de sus nietos viajaron a Washington DC y se convirtieron en las primeras víctimas de ataques con aviones no tripulados en dar su testimonio en el Congreso estadounidense, aunque solamente participaron de la audiencia cinco miembros del Congreso, todos ellos demócratas.

Rehman_family_from_pakistan

Escuche/Vea/Lea (en inglés)

Hace poco más de un año, el 24 de octubre de 2012, una mujer pakistaní de 67 años fue asesinada por lo que se cree fue un ataque de un avión no tripulado estadounidense mientras recogía vegetales en el campo junto a sus nietos. Estados Unidos nunca ha admitido haber asesinado a esta mujer, ni a otras víctimas de ataques con aviones no tripulados en Pakistán, alegando siempre que estos ataques tienen en la mira sólo a miembros de las milicias. Esta semana, el hijo de esta mujer y dos de sus nietos viajaron a Washington DC y se convirtieron en las primeras víctimas de ataques con aviones no tripulados en dar su testimonio en el Congreso estadounidense, aunque solamente participaron de la audiencia cinco miembros del Congreso, todos ellos demócratas. Hoy nos acompañan, en vivo en nuestro estudio, Rafiq Rehman y sus dos hijos: Nabila, de nueve años de edad, y Zubair, de 13. Ambos resultaron heridos en el ataque. "No entiendo por qué esto me pasó a mí. No he hecho nada malo", dice Zubair. "Lo que me gustaría decirle al pueblo estadounidense es que por favor le digan a su gobierno que ponga fin a estos ataques con aviones no tripulados, porque están arruinando nuestras vidas."

AMY GOODMAN: Esto es Democracy Now!, democracynow.org, el informe de guerra y paz. Soy Amy Goodman y éste es Juan González.

JUAN GONZÁLEZ: Continuamos con nuestro programa especial sobre ataques estadounidenses con aviones no tripulados. Pasamos ahora a la muerte de una abuela paquistaní de 67 años, que ocurrió el año pasado. En unos momentos hablaremos con su hijo y sus dos nietos: Nabila, de nueve años, y Zubair, de trece. Pero antes vamos a ver otra parte del documental "Unmanned: America’s Drone Wars" (Sin tripulación: las guerras estadounidenses con aviones no tripulados).

RAFIQ UR REHMAN: Mi nombre es Rafiq ur Rehman. Soy maestro de escuela primaria. Llevo 10 años enseñando. Nos esforzamos para erradicar el analfabetismo para que nuestros niños pueden educarse y tener un futuro brillante. Esta es mi hija Nabila. Esta es mi hija Asma. Zubair ur Rehman es mi hijo. Tenemos nuestra propia tierra y cultivamos nuestra propia comida.

ZUBAIR UR REHMAN: La gente disfrutaba de la vida antes de los ataques.

RAFIQ UR REHMAN: Eran las 14:45 del 24 de octubre de 2012. Cuando salí de la escuela, me fui a la ciudad para comprar materiales escolares.

ZUBAIR UR REHMAN: Yo estaba en el campo atando fardos.

RAFIQ UR REHMAN: Me metí en el auto y fui a comprar dulces para los niños.

KALIM UR REHMAN: Cuando luego llegué a casa, estaba bebiendo té. Apenas dí el primer sorbo, sentí el ataque del avión no tripulado. La casa tembló.

ZUBAIR UR REHMAN: Voló el polvo.

ATIQ UR REHMAN: El techo se estremeció y la tierra tembló.

NABILA UR REHMAN: Corrí, y ahí me alcanzó el ataque.

KALIM UR REHMAN: Salí corriendo, había mucho polvo y mucho humo.

ZUBAIR UR REHMAN: Me dieron en la espalda y me hirieron.

NABILA UR REHMAN: Entonces corrí a la casa. Estaba sangrado y me puse vendas.

ZUBAIR UR REHMAN: Sabía que habría un segundo ataque.

KALIM UR REHMAN: Por lo general, los aviones no tripulados hacen un segundo ataque después 5 ó 10 minutos.

ZUBAIR UR REHMAN: Es para matar a los familiares que acuden a ayudar.

PERSONA NO IDENTIFICADA: Entonces, cinco minutos más tarde, atacaron de nuevo.

KALIM UR REHMAN: Caí ahí nomás y pensé que me me moría. Empecé a gritar: "¡Me estoy muriendo!"

RAFIQ UR REHMAN: Llevaron a los niños heridos a diferentes hospitales para darles tratamiento.

ROBIN PAGNAMENTA: El ataque ocurrió el 24 de octubre. Yo venía de Islamabad y entrevisté a la familia en la clínica de Peshawar. Bueno, en general, la sensación era que la familia había sufrido una experiencia muy traumática y que estaban muy perturbados.

RAFIQ UR REHMAN: Estas son las radiografías de los niños que fueron alcanzados por el ataque de este avión no tripulado. Esta es la radiografía de mi sobrino, a quien el ataque le dejó una pierna rota. Lo han operado. Aquí se ven las barras de hierro que le pusieron en las piernas.

ATIQ UR REHMAN: Cuando llegué a casa, vi la sandalia de mi madre en el suelo. Cuando vi la sandalia, supe que ella había muerto. Los vecinos me dijeron que el impacto la había hecho volar como 7 metros y medio. Fue entonces cuando vi a mi madre en el suelo. Corrí hacia ella, pero los vecinos no me dejaron acercar. Dijeron: "No puedes ver esto". Tenía tantas heridas.

RAFIQ UR REHMAN: Mi madre fue brutalmente asesinada. Ahí es donde la mataron. Ella era, como dice el dicho, "un tesoro de plegarias". Solía discutir todos mis problemas con ella. Ella me consolaba y alejaba mis preocupaciones. Mi familia quedó destrozada después del asesinato de mi madre.

ROBIN PAGNAMENTA: Atiq y Rafiq, cuya madre fue asesinada en este ataque, estaban —como lo estaría cualquier persona— muy enfadados; y muy perturbados.

RAFIQ UR REHMAN: Las explosiones fueron muy potentes. Dañaron gravemente las habitaciones. Ésta tiene grietas. Ésta necesita ser arreglada para evitar que se caiga durante la temporada de lluvia. Antes de que comenzaran estos ataques, había paz y felicidad en nuestra área. Cuando empezaron los ataques con aviones no tripulados y asesinaron a nuestra madre, destruyeron nuestra familia. Han causado estragos en nuestras vidas y en nuestra felicidad.

DR. RIZWANTAJ: Estas personas viven con un temor constante, sintiendo que no están a salvo en sus propios hogares, en sus calles ni en sus pueblos. Viven con el temor de recibir un ataque y morir, o de que sus hijos, sus propiedades o sus tierras puedan verse seriamente dañadas.

ZUBAIR UR REHMAN: Sobrevuelan 24 horas al día, así que siempre tengo miedo. No puedo dormir.

JUAN GONZÁLEZ: Un fragmento de la nueva película de Robert Greenwald: "Unmanned: America’s Drone Wars" (Sin tripulación: las guerras estadounidenses con aviones no tripulados).

Nos acompaña ahora la familia Rehman, que acaba de viajar a EE.UU. desde Pakistán. El martes, se convirtieron en las primeras víctimas de ataques con aviones no tripulados en dar su testimonio en el Congreso de EE.UU. Estamos con Rafiq ur Rehman, su hijo de 13 años, Zubair, y su hija de 9 años, Nabila. Para quienes nos ven por televisión, estamos mostrando algunos de dibujos que hizo Nabila de aviones no tripulados volando sobre su casa en Pakistán. Los dos niños resultaron heridos en el ataque de avión no tripulado que mató a su abuela. Su traductora es Michelle Khilji.

Bienvenidos, todos ustedes, a Democracy Now! Me gustaría comenzar con usted, Rafiq ¿cuál fue su reacción al enterarse del ataque recibido por su madre y sus hijos?

RAFIQ UR REHMAN: Yo había ido a Miranshah a comprar algunas cosas en el bazar. Y cuando volví, vi que en el cementerio que está en las afueras de nuestro pueblo estaban preparando un entierro. Les pregunté a unos niños pequeños a quién iban a enterrar, y ellos respondieron: "a la madre de Latif Rehman". Y ése es mi hermano mayor. Así que ya en ese momento supe que mi madre había sido asesinada por un avión no tripulado estadounidense.

AMY GOODMAN: Zubair, tú tienes 13 años. Estabas con tu abuela recogiendo okra. Era el día antes de Eid. Cuéntanos que pasó.

ZUBAIR UR REHMAN: Ese día fui a la escuela. Cuando volví, comí algo y recé mis oraciones. Luego mi abuela me pidió fuera a ayudarla a recoger estos vegetales.

AMY GOODMAN: ¿Y te hirió el mismo avión no tripulado que mató a tu abuela?

ZUBAIR UR REHMAN: Sí, vi un avión no tripulado y dos misiles cayeron donde estaba parada mi abuela, frente a mí. Ella voló en pedazos, y yo resulté herido en la pierna izquierda.

JUAN GONZÁLEZ: Y, Nabila, ustedes dos no fueron los únicos de su familia que resultaron heridos. ¿Podrías contarnos qué te pasó, lo que recuerdes, y cuál tu reacción?

NABILA UR REHMAN: Era el día antes de Eid, así que estaba afuera con mi abuela, y ella me estaba enseñando cómo diferenciar entre el okra maduro y el no maduro. Íbamos a prepararlo para la cena de Eid, al día siguiente. Entonces oí un ruido que hacía “dum- dum". Todo se volvió oscuro, y vi dos bolas de fuego bajando del cielo.

AMY GOODMAN: Ustedes testificaron ante el Congreso; son unas de las primeras personas en hacer eso. Rafiq Rehman: ¿Qué quisieras decirle a Estados Unidos?

RAFIQ UR REHMAN: Lo que me gustaría decir es: por favor, encuentren una forma de acabar con los ataques de estos aviones no tripulados. No es sólo porque me afecte a mí y a mis hijos, y no es sólo porque nosotros resultamos heridos; sino porque están afectando su futuro. Me preocupa que se interrumpa su educación y que no quieran continuar.

JUAN GONZÁLEZ: ¿Los han contactado alguna vez de parte del gobierno de EE.UU. o del gobierno de Paquistán para explicarles por qué se produjo este ataque?

AMY GOODMAN: Y explicarles por qué fue asesinada su madre.

RAFIQ UR REHMAN: Yo sí me comuniqué con un funcionario político local, de mi pueblo, para averiguar un motivo y una respuesta, pero no fue capaz de responderme.

AMY GOODMAN: ¿Han recibido alguna compensación por la muerte de su madre, de la abuela de sus hijos?

RAFIQ UR REHMAN: Nadie me ha dado nada.

AMY GOODMAN: Zubair ¿Qué significaba tu abuela, Mamina Bibi, para ti?

ZUBAIR UR REHMAN: No había nadie como mi abuela. Estaba llena de amor. Y cuando ella murió, todos mis amigos me dijeron: "no eres el único que ha perdido una abuela, todos la hemos perdido", porque en el pueblo todos la conocían.

JUAN GONZÁLEZ: Y, Nabila, tienes nueve años. ¿Cómo han cambiado las cosas para ti desde el ataque? ¿Cómo te sientes al salir, cuando tienes que salir al campo tú sola? ¿Temes que haya más ataques?

NABILA UR REHMAN: Desde que sucedió el ataque, estoy muy asustada. Siempre estoy asustada. A todos los niños pequeños nos da mucho miedo salir.

AMY GOODMAN: Y tú Zubair, ¿temes otro ataque? Te han realizado varias operaciones en la pierna. ¿Qué quisieras decirle a Estados Unidos?

ZUBAIR UR REHMAN: Tengo miedo por todo lo que me ha ocurrido, desde ese momento. Y bueno, no sé por qué me ha sucedido esto a mí. No he hecho nada malo.

AMY GOODMAN: ¿Y tu mensaje para Estados Unidos?

ZUBAIR UR REHMAN: Lo que me gustaría decirle al pueblo estadounidense es: por favor, pidan a su gobierno que ponga fin a estos ataques de aviones no tripulados, porque están destruyendo nuestras vidas.

AMY GOODMAN: Rafiq, Nabila y Zubair Rehman, gracias por estar con nosotros.

Edición: Verónica Gelman y Democracy Now! en español, spanish@democracynow.org.

< Entrada Previa | Próxima Entrada >

Programas recientes Ver más

Programa completo

Reportajes

Titulares

    Hoy no hay titulares.