12 de Octubre de 2011 < Entrada Previa | Próxima Entrada >

La protesta A ocupar Wall Street desde adentro: recorrido por el campamento de los activistas en el corazón de una protesta que crece

Cientos de personas siguen acampando en un parque de la zona financiera de Manhattan en el marco de la protesta "A ocupar Wall Street". El acampe recibió un espaldarazo esta semana cuando el Sindicato de Trabajadores del Transporte Público, uno de los más grandes de Nueva York, anunció su respaldo a la protesta.

Occupy-wall-street_web

30 de septiembre de 2011

Escuche/Vea/Lea (en inglés)

Cientos de personas siguen acampando en un parque de la zona financiera de Manhattan en el marco de la protesta "A ocupar Wall Street". El acampe recibió un espaldarazo esta semana cuando el Sindicato de Trabajadores del Transporte Público, uno de los más grandes de Nueva York, anunció su respaldo a la protesta.

En este informe, el productor de Democracy Now! Mike Burke recorre el parque privado, abierto al público, que la gente ocupó y habla con los manifestantes, entre ellos con la mujer a la que el Subinspector de la Policía de la Ciudad de Nueva York Anthony Bologna roció con gas pimienta el sábado pasado. Damos nuestro especial agradecimiento a Hany Massoud.

JUAN GONZÁLEZ: Aquí en Nueva York los manifestantes continúan acampando en un parque de la zona financiera como parte del movimiento A ocupar Wall Street. El periodista Mike Burke de Democracy Now! estuvo anoche en el campamento de protesta y presentó este informe.

MIKE BURKE: Estamos a unas pocas cuadras de Wall Street y de lo que fue el World Trade Center. Nos encontramos en un parque llamado Liberty Plaza. Durante los últimos 13 días, miles de manifestantes se dieron cita en este lugar y cientos de ellos también han estado pasando la noche acá, lo que dio lugar a un movimiento de protesta sin precedentes llamado A ocupar Wall Street. Detrás de nosotros ahora se está llevando a cabo la Asamblea General, reunión que se hace todas las noches en la que los manifestantes deciden cuáles deberían ser los próximos pasos. Hace unos momentos, hablamos con algunos de los organizadores de A ocupar Wall Street.

PATRICK BYRNE: Mi nombre es Patrick Byrne. Tengo 23 años. Soy de Tucson, Arizona, pero vivo en Bed-Stuy hasta que me quede sin plata, cosa que ocurrirá el mes que viene, y entonces me mudaré oficialmente a este parque. Dentro del movimiento A ocupar Wall Street, trabajo en el grupo de contacto con la prensa. Creo que en este país existe la verdadera sensación desde hace mucho tiempo de que las cosas no están funcionando. En este momento, el 80% del país piensa que estamos en el camino equivocado y solo un 15% aprueba las medidas del Congreso. Esos números son inaceptables. La gente viene aquí a expresar su desacuerdo con el sistema y a hacerse escuchar de forma directa y democrática. Es muy reconfortante para la gente poder expresarse y pensar que pueden impulsar un cambio en este sistema que esencialmente está hecho para que solo el 1% de la población sea ciudadano.

MARISA HOLMES: Mi nombre es Marisa Holmes y estoy en la Asamblea General de Nueva York desde el principio. Básicamente, todas las noches se quedan de 200 a 300 personas a dormir aquí y se organizan. Tenemos un comité de comida, un equipo médico, un equipo legal y un par de equipos de prensa diferentes. Realmente se trata de auto organizarse y participar de un proceso democrático.

MIKE BURKE: ¿Por qué vuelves todas las noches acá?

MARISA HOLMES: El increíble impulso y apoyo que estuve recibiendo de todo el mundo. Hay un A ocupar Chicago, Los Ángeles, Milwaukee, Atlanta y Tampa. Es una locura. Tenemos apoyo internacional de España, Grecia, Egipto y Túnez. Así que escuchar todas las cosas que cuentan y hacen y darme cuenta que esto es un movimiento global me hacen volver todas las noches.

MIKE BURKE: El movimiento de protesta A ocupar Wall Street recibió un importante espaldarazo esta semana cuando uno de los principales sindicatos de la ciudad votó a favor de la ocupación.

JACKIE DI SALVO: Mi nombre es Jackie Di Salvo. Soy profesora de lengua inglesa en el Centro de Graduados de Baruch College en City University of New York. El Sindicato de Trabajadores del Transporte Público —el más combativo del sector público en esta ciudad y el único que tuvo el coraje de declararse en huelga violando la Ley Taylor de anti huelga, aunque luego tuvo que pagar multas por eso— apoyó el movimiento A ocupar Wall Street en el día de hoy. Mañana a las 17:30 horas habrá una manifestación en One Police Plaza, organizada por muchos sindicalistas de base del Sindicato de Personal Profesional del Congreso, para condenar la brutalidad y el hostigamiento policial. Al final de dicha manifestación, habrá una marcha hacia A ocupar Wall Street. Debo decir que, en gran medida, este es un grupo de clase trabajadora. La prensa los describe como personas de clase media, pero muchos de estos jóvenes están desempleados, subempleados, mal pagos o tienen varios trabajos de media jornada, entonces se identifican muy fácilmente con el movimiento de los trabajadores. Muchos de ellos desearían tener un sindicato.

MIKE BURKE: Hagamos un breve recorrido por Liberty Plaza, sede del movimiento A ocupar Wall Street. En las últimas dos semanas, el centro de prensa que hay aquí fue el medio que los manifestantes usaron para informar al resto del país y del mundo. Más acá está el área de comida, donde cientos de personas comen alimentos donados todos los días: muffins, manzanas y barras de cereal. Acá se han estado sirviendo tres comidas diarias a los cientos de manifestantes que acampan en este parque. Las carpas se extienden por toda esta parte de Liberty Plaza. Los manifestantes están preparándose para pasar otra noche en este lugar, la décimo tercera noche consecutiva dentro del parque, como parte de A ocupar Wall Street. La policía prohibió las carpas, cosa que no impidió sin embargo que la gente permanezca aquí aun debajo de la lluvia y con frío. El extremo norte de Liberty Plaza es la zona donde los manifestantes confeccionan carteles y posters a mano. Algunos de esos carteles dicen: “Tú formas parte del 99%”, “Cambio de sistema. No cambio de clima”, “Bonos de Wall Street = Dinero sucio”.

THEO VINCENT: Mi nombre es Theo Vincent. Soy artista, bailarín, actor, modelo, escritor de canciones; hago de todo. Estoy acá básicamente para luchar por mi familia y mis amigos y por todos los que pasamos por las mismas cosas en los últimos años. Hay un 1% de la población que nos arrebató todo, que ni siquiera se interesa por nosotros; ellos apoyan a los políticos y los políticos los apoyan a ellos. Esto tiene que terminar. Tienen que haber restricciones para esos lobistas que compran las campañas. Están haciendo que vayamos a la guerra y que todavía estemos en una guerra en la que no deberíamos estar. Están haciendo que perdamos nuestros hogares y que las hipotecas suban.

MIKE BURKE: El extremo oeste de Liberty Plaza se usa en gran medida para hacer reuniones pequeñas, dictar clases abiertas. El miércoles observamos una clase de democracia directa y otra sobre cómo facilitar una reunión. Hace solo unas horas, nos encontramos con un profesor local que acababa de regresar de España y que estuvo hablando de cómo A ocupar Wall Street se encuadra en el movimiento global.

GERARDO RENIQUE: Mi nombre es Gerardo Renique. Soy profesor de historia latinoamericana en City University of New York. Como historiador veo la crisis actual y los hechos de las últimas dos décadas con una perspectiva de largo plazo. Creo que vamos hacia la consolidación de un modelo económico particular que se basa en el sector financiero y en una especie de capitalismo de casino. No veo que en el futuro próximo vaya a haber una estructura económica que genere puestos de trabajo suficientes para absorber el número de personas jóvenes que termina la escuela secundaria y la universidad. Uno de los temas que plantea este movimiento es que debemos empezar a pensar en una nueva alternativa, salir de esta crisis y yo diría pensar en un modelo alternativo de civilización.

MIKE BURKE: Si bien A ocupar Wall Street es un movimiento de protesta alegre y pacífico, la policía de Nueva York arrestó a decenas de manifestantes en las últimas semanas. Al menos dos veces, un oficial de la policía roció con gas pimienta a manifestantes pacíficos. Dicho oficial, subinspector Anthony Bologna, ahora está siendo investigado.

MICHAEL TRACEY: Me llamo Michael Tracey y soy periodista. Hice un folleto en el que se puede ver en un video que creo se hizo público hace un par de días, al subinspector Anthony Bologna el sábado cuando rociaba con gas pimienta a unas manifestantes, sin que éstas lo hubieran provocado. De hecho, él les había dado una orden de que despejaran el lugar y ellas la estaban cumpliendo. El oficial estaba en la vereda contigua a Union Square y las manifestantes se estaban retirando. Sin embargo, cuando las manifestantes ya se estaban alejando, el oficial comenzó a rociarles gas pimienta de manera indiscriminada. Todo esto quedó registrado en un video. En el primer video que se hizo público hace unos días, se lo puede ver rociando gas pimienta a esas mujeres en la cara. Cuando vi esa imagen, percibí rabia en su rostro. Eso me hizo pensar que, como sociedad, podemos mejorar esto. Los manifestantes merecen respeto por parte de los agentes y los agentes merecen respeto por parte de los manifestantes. Esta imagen va en contra del respeto mutuo que se debería mantener.

MIKE BURKE: Pude hablar con una de las víctimas a las que el subinspector Anthony Bologna roció con gas pimienta el sábado pasado. Le pedí que nos describiera lo ocurrido.

YELL: Me llamo Yell. Estaba en la vereda y vi cómo empujaban a una persona a la calle y cómo la atacaban brutalmente y la detenían. Empecé a hacer el símbolo de la paz y a preguntar qué estaban haciendo. Teníamos una actitud pacífica. Eso fue lo que hice. No tuve una actitud agresiva ni violenta para nada. Nadie me advirtió que estaban a punto de rociarme con gas pimienta. Ni siquiera lo vi cuando se me acercó. Me giré y sucedió. Pasaron 45 segundos hasta que llegué a darme cuenta de que me habían rociado. Fue aterrador.

MIKE BURKE: ¿Tienes miedo de seguir viniendo a las protestas después de eso?

YELL: Hace falta mucho más que eso para asustarme. No tengo nada de miedo. Esto me da más motivos para querer estar en la calle, para participar en todas las marchas y en todas las asambleas generales. Quiero ser más activa. Quiero participar más porque la gente vio lo que pasó y quiere que sigamos. Y yo voy a seguir. No me planteo dejar de venir. Voy a seguir luchando.

MIKE BURKE: Este sábado se cumplen tres semanas desde el inicio del movimiento de protesta A ocupar Wall Street. Está prevista una gran manifestación aquí, en la zona financiera y en el bajo Manhattan. Los manifestantes planean quedarse aquí indefinidamente y esperan que este movimiento inspire otras protestas similares en todo el país.

FRANCES FOX PIVEN: Soy profesora en la Escuela de Posgrado de City University of New York. Estoy aquí porque estoy muy entusiasmada con las posibilidades de esta sentada, de las marchas que se están haciendo por los problemas de los trabajadores postales y de las manifestaciones similares que se están organizando en Chicago, Los Ángeles y quizá en Boston. Creo que necesitamos desesperadamente un levantamiento popular en Estados Unidos. Nadie sabe qué pasará. Estudio los movimientos sociales y nadie conoce la fórmula exacta para saber cuándo surgen estos movimientos, pero podríamos estar ante uno de ellos. Y si es así, las personas que están aquí están haciendo una labor maravillosa. Y yo haré lo que haga falta para ayudarlas.

MIKE BURKE: Para Democracy Now!, Mike Burke, Hany Massoud y Ryan Devereaux.
—-————————————————————————————-
Traducido por Alejandra Burgos y Javier Pérez; editado por Gabriela Díaz Cortez

< Entrada Previa | Próxima Entrada >

Programas recientes Ver más

Programa completo

Reportajes