Clicky

Mosul devastada: Irak logra quitarle la ciudad a ISIS con una batalla que dejó miles de muertos y desplazados

Reportaje10 de julio de 2017

Después de nueve meses, la batalla de Irak para retomar Mosul de manos del auto denominado Estado Islámico está llegando a su fin, pero no así la crisis humanitaria que ésta conlleva. Según la ONU, hay casi 700.000 habitantes de la ciudad aún desplazados, casi la mitad de ellos viviendo en campamentos de emergencia. El observatorio Airwars estima que entre 900 y 1200 civiles murieron probablemente en ataques sobre Mosul, tanto aéreos como terrestres, de la coalición formada para luchar contra ISIS. Pero la cifra total de muertes es significativamente mayor. Según la Cruz Roja Internacional se ha registrado un aumento tremendo en las muertes civiles en las últimas semanas.

Para ampliar esta información hablamos con Azmat Khan, galardonada periodista de investigación e integrante del proyecto Future of War de la organización New America, quien ha pasado el último año y medio investigando el desarrollo de la guerra liderada por EE.UU. contra ISIS en el territorio iraquí.

Transcripción
Esta transcripción es un borrador que puede estar sujeto a cambios.

JUAN GONZÁLEZ: Pasamos ahora a Irak, donde la batalla de nueve meses de duración para retomar Mosul de manos del autoproclamado Estado Islámico (ISIS) está llegando a su fin. El domingo, el primer ministro iraquí Haider al-Abadi viajó a Mosul, la segunda ciudad más grande de Irak, para felicitar a sus tropas.

PRIMER MINISTRO HAIDER AL-ABADI: Hoy he venido a Mosul para dar seguimiento a nuestras victorias y a la erradicación del ISIS, algo que estamos a punto de conseguir. Los milicianos del ISIS han elegido ser sitiados, porque se les había dado dos opciones en el pasado: rendición o muerte. La mayoría de ellos decidieron morir. No eligieron rendirse, salvo un pequeño número de ellos. Pero el resto fue eliminado. La muerte es la única opción para los combatientes del ISIS que no se rindan. Y lo hemos hecho. La mayoría de los combatientes del ISIS en Mosul han sido eliminados. Y lo que queda es un pequeño número. Daré un poco de margen a las heroicas fuerzas armadas para completar esta acción, para que podamos anunciar la victoria pronto, si Dios quiere.

AMY GOODMAN: Si bien la lucha está casi terminada en Mosul, no ocurre lo mismo con la crisis humanitaria. Según Naciones Unidas, casi 700.000 habitantes siguen desplazados, de los cuales casi la mitad vive en campamentos de emergencia. Esta es Lisa Grande, coordinadora humanitaria de la ONU para Irak.

LISA GRANDE: Lo que estamos viendo en el oeste de Mosul es el peor daño de todo el conflicto. En esos barrios en los que la lucha ha sido más encarnizada, estamos viendo niveles de destrucción que no se pueden comparar a nada que haya sucedido en Irak hasta ahora.

JUAN GONZÁLEZ: Según el grupo de monitoreo periodístico Airwars, fuerzas de la coalición respaldadas por Estados Unidos dispararon 29.000 municiones en la ciudad, durante un asalto que duró nueve meses. Airwars estima que entre 900 y 1.200 civiles pudieron morir debido a ataques aéreos y de artillería de la coalición durante el asalto a Mosul, pero el número total de muertos es significativamente mayor. La Cruz Roja Internacional ha informado de un terrible aumento en el número de víctimas civiles durante las últimas semanas.

AMY GOODMAN: Nos acompaña Azmat Khan, galardonada periodista de investigación y colaboradora del proyecto Future of War de la fundación New America. Khan ha pasado el último año y medio investigando la guerra dirigida por Estados Unidos contra el ISIS en Irak. Usted estuvo recientemente en Mosul. Háblenos de la devastación que pudo ver allí y de la importancia de lo que acaba de suceder.

AZMAT KHAN: La devastación en Mosul no tiene precedentes cuando se compara con las otras ciudades retomadas de las manos del ISIS. Es algo simbólico y que ha costado una larga lucha. Mosul era la ciudad más grande bajo control del ISIS. Pero nadie cree que esto haya terminado. El nivel de destrucción es increíble. Y aún vamos a ver más violencia, a pesar de que estos últimos baluartes haya sido por fin tomados. Porque aunque el este de Mosul, por ejemplo, fuera retomado hace varios meses, hemos seguido viendo atentados suicidas, armas trampas, casas llenas de explosivos, francotiradores, y demás cosas preparadas para atentar contra la población local, incluso después de haber sido retomado. Y vamos a ver mucho más de eso en el oeste de Mosul. Esa parte de la ciudad ha sufrido verdaderos ataques aéreos de la coalición, ataques del ISIS, ha padecido la guerra de una forma tan increíble que simplemente no tienen precedentes en comparación con otras partes de Irak.

JUAN GONZÁLEZ: ¿Y por qué ha sido tan devastador? ¿Se debe a que el ISIS tenía apoyo entre la población, o es que había muchos más combatientes involucrados, o simplemente hubo un bombardeo indiscriminado por parte de las fuerzas estadounidenses?

AZMAT KHAN: Ciertamente hay una historia detrás de lo ocurrido. Este lado de Mosul era donde muchos de esos grupos antigubernamentales violentos, no sólo el ISIS, sino otros, habían estado presentes en gran medida. También es, históricamente, una de las áreas en la que estos grupos podían instalarse. Y como ustedes han visto, algunas partes de esa zona eran increíblemente simbólicas, como la mezquita al-Nuri, que es donde Baghdadi apareció hace varios años, y que recientemente fue volada en pedazos por el ISIS. Muchos de estos lugares están en esta zona. Fue algo así como el ultimo bastión. [La batalla] fue fundamentalmente un cerco, en muchos sentidos, a estos combatientes del ISIS que se habían quedado. Pero históricamente, esta parte de Mosul, al estar más cerca de la frontera con Siria, siempre ha recibido a muchos militantes que venían del otro lado de la frontera. Por lo que en este caso, aquí tenemos tanto ese factor histórico como también el hecho de que el terreno en sí es muy difícil de retomar. Así que, en esencia, es una batalla mucho, mucho más difícil en comparación con el este de Mosul. Y luego está la frecuencia de los ataques aéreos. La gente estaba lista para esto, para que esta última ciudad fuese retomada, para que esta última gran ciudad fuera retomada. Todavía hay partes de Irak que están en manos del ISIS. La guerra aérea y este tipo de ataques aéreos han desempeñado un papel muy importante en los períodos de liberación. Por lo tanto, cuanto más cerca se llega a la liberación de una ciudad en Irak, más se ve el ritmo de los ataques aéreos aumentar. Se ve como sube el número total de víctimas civiles. Y eso es lo que estamos viendo ahora en el oeste de Mosul.

AMY GOODMAN: Por supuesto, es la vieja idea de que ellos tuvieron que destruir el pueblo para salvarlo. Pero háblenos del horror de Mosul, usted que ha estado allí, describa sus conversaciones con la gente en donde usted estaba y lo que la gente decía sobre el ISIS, sobre Estados Unidos y sobre las fuerzas de seguridad iraquíes.

AZMAT KHAN: Bueno, una de las cosas que escuché repetidamente, de cientos de personas con las que hablé es que cuando ISIS asumió el control en un primer momento, no eran muy estrictos, durante el primer mes en el que asumieron el control. Y esto no fue sólo por el propio ISIS, sino porque estaban alineados con otros grupos antigubernamentales que tomaban una línea menos estricta. Eso cambió con el paso del tiempo. Las personas que originalmente habían acogido al ISIS, porque estaban disgustados con el gobierno, comenzaron a dudar o a cuestionar no sólo la religiosidad del ISIS, sino también sus intenciones respecto a la población local. Lo que muchos dijeron que les hizo cambiar la idea que tenían [sobre el ISIS] fueron cosas como, por ejemplo, la forma en que detenían a la gente, la forma en que ejecutaban a la gente públicamente, o la forma en que la policía y otros miembros de las fuerzas de seguridad eran amenazados. Sus conocidos y familiares fueron erradicados tan pronto como el ISIS se instaló allí, pero todas esas otras cosas se hicieron mucho más sofocantes con el paso del tiempo. Por lo tanto, esta era ya una característica de lo que habían sufrido los civiles en Mosul, pero luego vino la guerra aérea, que comenzó en agosto de 2014. La Fuerza Aérea Iraquí ya había estado bombardeando territorios del ISIS. Pero cuando la coalición, la coalición encabezada por Estados Unidos, se unió a ellos, el ritmo de los ataques aéreos aumentó considerablemente. Y Mosul ha visto un gran número de esos ataques aéreos. Al menos 2.000 de los alrededor de 13.000 ataques que la fuerza aérea, perdón, que la coalición ha realizado en Irak han tenido lugar en Mosul. Por lo que, estos civiles han sido básicamente amenazados con esos ataques aéreos. Mientras tanto, el ISIS se ha infiltrado en las poblaciones locales.

JUAN GONZÁLEZ: Sí, quería preguntarte sobre eso. Usted ha investigado también cómo el ISIS se ha ido deliberadamente incorporando a la población, Especialmente a través de matrimonios. ¿Podría hablar sobre eso?

AZMAT KHAN: Sí. Una de las principales formas en las que ellos controlaban a la población local era encontrar familias que fueran importantes en los pueblos y ciudades de Irak, y luego encontrar maneras de casarse con algunas de esas familias si pensaban que eso era posible. Lo he visto en muchas ciudades del área de Mosul y alrededores donde el ISIS había encontrado locales que tenían fuentes de lucro, y que eran miembros clave de la comunidad. Si sentían que no podían convencerles, es muy posible que los mataran. Si percibían que podían casarse con ellos, elegían esa opción. Eso por una parte. Pero también hay que mirar la geografía real de lo que está sucediendo. El ISIS vivía muy cerca de los civiles corrientes en comunidades residenciales. Creaban bombas caseras en los hogares, dentro de las comunidades. Establecían centros de comunicaciones, instalaciones de comunicaciones, dentro de las casas. Establecían comedores para los combatientes de ISIS. Por lo que, básicamente, había una serie de lugares que los militares o la coalición o incluso la Fuerza Aérea iraquí podían considerar objetivos militares legítimos justo al lado de casas civiles. Por lo tanto, esa expectativa de que los civiles podían de alguna forma desaparecer de donde estaban era realmente poco realista. Realmente no había manera de que pudieran evitar esa proximidad.

AMY GOODMAN: ¿Cuál fue exactamente la participación de Estados Unidos en Mosul?

AZMAT KHAN: ¿En la campaña aérea? No tiene precedentes. Estados Unidos ha estado a cargo de la coalición que ha estado bombardeando Mosul. También están involucrados en el terreno, como ustedes saben, trabajando muy de cerca con las fuerzas iraquíes y con las fuerzas Peshmerga [del Kurdistán]. Lo que se ha visto en los últimos meses, los últimos nueve meses de esta campaña, es una colaboración increíblemente cercana, mucho entrenamiento y trabajo muy de cerca con fuerzas aliadas en esa zona. Ahora, hemos oído hablar de algunas muertes de soldados estadounidenses en Irak como consecuencia de esta lucha, gente que ha estado muy cerca de las zonas de la batalla. No estamos hablando necesariamente de los frentes de lo que está sucediendo en este momento. Ahí es donde las fuerzas iraquíes han sufrido enormes pérdidas, algo increíble, sin precedentes. Muchos de ellos me decían que nunca habían visto este nivel de destrucción o este tipo de lucha en los más de 10 años en los que Irak ha sido una especie de centro de violencia constante. Por lo que aquí tenemos el papel de EE.UU. en términos de organización, en términos de facilitar estos ataques aéreos, en términos de una estrecha colaboración para coordinar diferentes tipos de ataques. Todo está profundamente entrelazado. Y lo que la Fuerza Aérea y los militares y otros que forman parte de esta coalición le dirán es que esto está dirigido por Irak. Pero como sabe, yo he estado en pueblos y ciudades que las milicias chiítas habían tratado de retomar. Las milicias chiítas no reciben necesariamente apoyo aéreo estadounidense o apoyo aéreo de la coalición, cuando están tratando de recuperar una ciudad. Así que vi estas milicias intentarlo y fracasar. Pero cuando los Peshmerga, las fuerzas kurdas a las que la coalición proporciona apoyo, intentan retomar [una ciudad] se le proporciona apoyo aéreo, e inmediatamente se ven caer esas ciudades y pueblos. Así que, de muchas formas, mientras que algunas de estas victorias son a menudo retratadas como el trabajo de las fuerzas locales, no se puede negar el papel que ha jugado en retomar esos puntos la coalición y su apoyo aéreo, mucho del cual han sido mediante bombarderos B-52 y ataques aéreos a gran escala.

JUAN GONZÁLEZ: ¿Qué pasa con la cuestión del gran número de personas encarceladas y detenidas en todo el país por su conexión con el ISIS?

AZMAT KHAN: Una de las cosas de las que rara vez escuchamos hablar cuando una ciudad o un pueblo se retoma es que los hombres y mujeres de esa aldea o la ciudad son separados. Las mujeres a menudo se ponen rápidamente en libertad, y los hombres se someten a un proceso de investigación para ver si tenían o no vínculos con el ISIS o los insurgentes. Para ello se interroga a otra gente y esencialmente se compila una lista de nombres. Revisan la lista de nombres para buscar a estos hombres. Y si estos hombres no son considerados limpios, se les detiene. Y así, en muchas de estas ciudades hemos visto a miles de hombres detenidos. Por ejemplo, después de que Ramadi fue retomada, miles de hombres fueron encarcelados, y algunos de ellos aún no han sido liberados, aunque no hayan sido necesariamente hallados culpables de tener algún vínculo con ISIS, porque siguen en duda. Y lo que pasa, esencialmente, es que hay miles de hombres, en ciudades y pueblos que han sido recientemente liberados, que están todavía encarcelados, mientras que sus familias están esperando a que sean puestos en libertad. A veces se les dice que si pagan un soborno podrán ver a sus maridos o hermanos libres de prisión. O que verán a sus hijos en libertad. El factor de la detención es un problema enorme. Mosul es una ciudad mucho más grande que cualquiera de estas otras ciudades [liberadas]. La idea de separar a hombres y a mujeres y de poner a todos los hombres en prisión o ponerlos en un proceso de investigación es mucho más difícil en un área en la que todavía se está luchando. Pero es probable que veamos, en las semanas y meses venideros, este tipo de listas de quién estuvo involucrado con ISIS, quién colaboró, y también la posibilidad de que se nombre a gente para ser detenida por razones de venganza.

JUAN GONZÁLEZ: Yo quería preguntarle también, sólo para dar seguimiento a algo que usted mencionó antes sobre la falta de apoyo a los chiitas: ¿Cuál es la situación actual, por lo que fue capaz de decir en sus informes, de las relaciones entre los chiitas y los sunitas dentro de Irak? Porque esa era una parte importante del problema para que el gobierno pudiera formarse y funcionar en los primeros años de la invasión estadounidense.

AZMAT KHAN: Bueno, quiero dejar claro que hay muchas clases diferentes de milicias chiítas. Y sí, hay algunas, con las que probablemente estamos más familiarizados, que han sido acusadas ​​de algunas de las más graves violaciones de los derechos humanos en Irak. Por lo tanto, milicias como Badr, Hezbollah y otras han sido acusadas ​​de graves violaciones de los derechos humanos, para las que hay pruebas abundantes. Luego están también las milicias más alineadas con la cúpula clerical en Karbala y Najaf, que son las dos principales ciudades, básicamente ciudades santas, para los chiítas en Irak. Estas milicias, al ser próximas a la cúpula clerical, tienen también estrechas relaciones con el gobierno iraquí, y son entrenadas por el gobierno iraquí. Existe una diferencia entre estos dos tipos o grupos de milicias en términos de abusos contra los derechos humanos. Este segundo tipo de milicias han tenido mejores relaciones con otros tipos de fuerzas y grupos iraquíes. Hashd al-Shaabi, que es la forma de nombrar a estas milicias chiítas en su conjunto, también tiene un componente de la llamada Hashd, que está también formada por milicias tribales sunitas que se han desarrollado. Algunas de ellas tienen muy buenas relaciones con algunas de las milicias chiítas que están en estas áreas. Pero he hablado con muchas personas, por ejemplo en las ciudades en las zonas al sur de Mosul, no Mosul en sí, sino en las ciudades y pueblos al sur de Mosul, en donde las milicias chiítas están ahora acampadas, y los lugareños tienen un miedo increíble. Una de las cosas de la que los residentes de Mosul hablan es del temor a que esas milicias lleguen a Mosul después de esta liberación se haya completado. Hasta ahora se las ha mantenidas alejadas, hasta cierto punto, pero se teme que puedan llegar y llevar a cabo el mismo tipo de devastación que hemos visto en otras ciudades liberadas. Y la amenaza que esto plantea a los residentes de Mosul les hace pensar en la idea de crear sus propias milicias, su propio gobierno militar. Y así, lo que ves es realmente Un ciclo de violencia de ojo por ojo que podría continuar en los próximos años.

AMY GOODMAN: Quería ahondar en la cuestión de las detenciones. En 2014, el exprisionero de Guantánamo Moazzam Begg dijo que el uso de la tortura por parte de Estados Unidos ayudó al surgimiento del Estado islámico. Esta es una parte de lo que dijo.

MOAZZAM BEGG: El ISIS nació en las mazmorras de Abu Ghraib. Nació en las mazmorras de las cárceles iraquíes que estaban bajo ocupación estadounidense. Y ahí es donde este odio y esta animosidad infecto a la gente. Así que lo que tenemos ahora es una situación que es peor que la que había al comienzo de la guerra contra el terrorismo. Y cuando se utilizó la tortura, cuando Dick Cheney dijo que tenemos que operar en el lado oscuro, lo que no dijo fue las consecuencias que esa tortura iba a tener.

AMY GOODMAN: Ese era Moazzam Begg. Y esto tiene que ver con lo que usted piensa sobre la tortura. Y también, ¿qué significa decir que ISIS ha sido transferido de Mosul? ¿Qué tipo de respuesta habrá de la gente y de los otros grupos que podrían formar, o reconstruir el ISIS?

AZMAT KHAN: En primer lugar, con respecto al papel de la tortura en el surgimiento del ISIS, lo que he encontrado a menudo en el estudio de la demografía de los miembros del ISIS es que muchos de ellos, un gran porcentaje de ellos, fueron detenidos en los primeros años de la invasión, después de 2003, fueron detenidos por las fuerzas policiales y muchas veces golpeados y torturados. He escuchado este tipo de alegaciones de los miembros de sus familias, como parte de la razón de por qué en última instancia, estas personas que podían formar parte de los grupos de resistencia antiestadounidense en aquel momento, evolucionaron hasta el tipo de amenaza que el ISIS es hoy. Eso jugó un papel muy crítico. No hay duda de ello. Y también en lo que se refiere a su capacidad para galvanizar a las poblaciones locales, no sólo pensando en los combatientes, sino en como ayudo a cosechar el apoyo de las poblaciones locales en estas ciudades y pueblos de las que el ISIS se apoderó. Las detenciones desempeñaron un papel importante en ese sentido. Así que en una ciudad como Ramadi, uno de los principales motivos de las protestas, era el hecho de que las mujeres habían sido detenidas. La gente no habla de esto con respeto al ascenso de ISIS y al modo en que han controlado estas poblaciones, pero ha jugado un papel importante. Con respecto a su segunda pregunta y a los residentes de Mosul y a lo que podríamos esperar que ocurra en el futuro, en gran medida podemos esperar una gran cantidad de violencia por venganza. Por lo que veremos personas acusadas de colaboración no necesariamente por ser milicianos, sino por haber regentado un restaurante o un negocio que los miembros de ISIS frecuentaban a menudo, eso puede hacer que su nombre acabe en las listas. Probablemente también veremos la demolición de las viviendas en la que los miembros de ISIS vivían anteriormente. Probablemente veremos mucha violencia en los años venideros, lo que nos lleva de nuevo a lo que estábamos hablando: ¿Quién gobierna? ¿Cuáles son estas divisiones profundas que llevaron al surgimiento de ISIS y a que pudieran tomar el poder en estos pueblos y ciudades, y qué generó este resentimiento hacia el gobierno nacional? ¿Qué pasa después? ¿Tienen un mayor espacio de participación en el gobierno? ¿Tienen más de una opinión? ¿O intentarán desarrollar sus propios mecanismos para gobernar en el futuro?

AMY GOODMAN: Y en esos lugares como Hawija y Tal Afar, que continúan siendo fortalezas del ISIS, ¿cómo llegó el ISIS a hacerse tan fuerte en lugares como Hawija?

AZMAT KHAN: Exactamente. Por lo tanto, Hawija fue el sitio de las principales protestas y manifestaciones en 2013, una de los cuales resultó en el asesinato de más de un centenar de hombres que formaban parte de una protesta. Las imágenes de esa manifestación de abril de 2013 se volvieron virales a través de Irak. Así que, en lugares como Ramadi y Faluya, esas imágenes fueron en gran parte la razón por qué los locales salieron a protestar. Y ISIS pronto sacó partido de esas protestas como un medio para tomar el control sobre esos pueblos y ciudades. Hawija y Tal Afar están en la región norte. Ambos siguen siendo baluartes del ISIS, y van a ser de los más difíciles de retomar. También es dónde se han visto algunos de los más devastadores ataques aéreos. Son áreas más pequeñas que Mosul. Pero ya hemos visto este tipo de bombardeos. En 2015, por ejemplo, un distrito industrial de Hawija fue golpeado por un ataque aéreo que resultó en la muerte de al menos 70 civiles, Muchos de ellos desplazados internos que habían abandonado otras zonas.

AMY GOODMAN: Personas desplazadas internamente.

AZMAT KHAN: Exactamente, internamente, ellos había dejado otras áreas de violencia, había huido a Hawija y murieron en lo que fue un ataque aéreo con mucha munición. Por lo que resultó en muchas explosiones secundarias. Así que podemos ver que las poblaciones locales han estado bajo asedio. Ha sido muy difícil para ellos abandonar esas zonas. Y es difícil evaluar a quién culparán cuando esto termine.

AMY GOODMAN: Bueno, vamos a dejarlo ahí, Pero ciertamente seguiremos cubriéndolo. Azmat Khan, galardonado periodista de investigación, colaboradora del proyecto Future of War de la fundación New America. Ella ha pasado el último año y medio investigando la guerra dirigida por Estados Unidos contra el ISIS en Irak. Acaba de volver de Mosul. Esto es Democracy Now! Volveremos en un minuto.


Traducido por Rubén Gómez. Editado por Igor Moreno y Democracy Now! en Español.

The original content of this program is licensed under a Creative Commons Attribution-Noncommercial-No Derivative Works 3.0 United States License. Please attribute legal copies of this work to democracynow.org. Some of the work(s) that this program incorporates, however, may be separately licensed. For further information or additional permissions, contact us.

Las noticias no comerciales necesitan de su apoyo

Dependemos de las contribuciones de nuestros espectadores y oyentes para realizar nuestro trabajo.
Por favor, haga su contribución hoy.

Realice una donación
Up arrowInicio