Reverendo William Barber: arrojar gases lacrimógenos a los migrantes centroamericanos es inhumano, inconstitucional e inmoral

Reportaje26 de noviembre de 2018
Image Credit: Reuters

El domingo en la ciudad de Tijuana, en México, oficiales de la patrulla fronteriza de Estados Unidos dispararon gases lacrimógenos contra una multitud de desesperados solicitantes de asilo provenientes de Centroamérica mientras intentaban abrirse camino a través de la fuertemente militarizada frontera con Estados Unidos. Entre los agredidos había madres con niños pequeños, quienes acabaron gritando y teniendo dificultades para respirar debido a la propagación del gas lacrimógeno. Los migrantes proceden de Honduras, Guatemala y El Salvador, y huyen de la violencia generalizada, la pobreza y el desempleo masivo.
Para saber más de este tema, puede ver la entrevista que le hicimos al Dr. William Barber. Barber es cotitular de la Campaña de los Pobres y presidente y orador principal de la organización Repairers of the Breach.

Transcripción
Esta transcripción es un borrador que puede estar sujeto a cambios.

AMY GOODMAN: Seguimos en Democracy Now! democracynow.org el Informativo de Guerra y Paz. Soy Amy Goodman. Continuamos nuestra conversación con el Reverendo Dr. William Barber, codirector de la Campaña de los Pobres, presidente y orador principal de la organización Repairers of the Breach. Quiero preguntarte sobre lo que está pasando en la frontera de Estados Unidos con México. Oficiales de la patrulla fronteriza de EE.UU. lanzaron gases lacrimógenos a una multitud de solicitantes de asilo político, que intentaba cruzar una frontera fuertemente militarizada desde México a Estados Unidos. Entre la gente agredida había madres con niños pequeños quienes acabaron gritando y teniendo dificultades para respirar debido a la propagación del gas lacrimógeno. Se trata de gente que migra desde Honduras, Guatemala y El Salvador, huyendo de la violencia, la pobreza, y el desempleo masivo. Podrías hablarnos de esto que acaba de suceder y también contarnos la situación que tienen en Raleigh, donde un hombre que estaba refugiado en una iglesia fue arrestado por el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por su sigla en inglés) cuando salió para ir al ICE a que le tomaran las huellas dactilares.

REV. WILLIAM BARBER II: La Campaña de la Gente Pobre, junto a mi codirectora, la reverenda Dra. Liz Theoharis, se nos ha invitado a ir a la frontera en diciembre para encontrarnos con la caravana y compartir allí con otros líderes, como la Sociedad Religiosa de Amigos, Cuáqueros y otros líderes religiosos.

Esta situación supera lo que entendemos por tragedia. En primer lugar, como señalaste, esta gente está huyendo de lugares que están desestabilizados. Y gran parte de esta desestabilización ha ocurrido por las propias políticas militares de EE.UU. en Guatemala durante los años de Reagan. Nadie quiere hablar de eso. EE.UU. creó una situación que desestabilizó al país. Apoyó a las personas equivocadas en Sudamérica y sostuvimos gobiernos que oprimían a sus pueblos. Y ahora mucha de esa gente está huyendo. Están huyendo de lo que EE.UU. ha provocado y queremos impedirles… o más bien Trump y su gobierno quieren obligarlos a retroceder.

La segunda cuestión es el nacionalismo blanco. El nacionalismo blanco dice que el tema de la inmigración es la primera guerra de poder que debe ganar en estos tiempos. Le tienen miedo a la inmigración. Ven cambios demográficos. Trump lo ha dicho una y otra vez: ¿Que pasará si estas personas votan? Es un hecho que el Congreso y el Senado están del lado republicano, o del bando más extremista en este tema y guardan silencio ante estas políticas, permitiendo que este hombre use el ejército para causas equivocadas. El nacionalismo blanco se está desplegando en las políticas públicas. El racismo se está desplegando en las políticas públicas.

Esto también es inhumano. Ver al ejército atacar a niños y mujeres es inmoral. Cada día cuando me levanto digo: dónde están los llamados evangélicos blancos, que dicen seguir a un inmigrante como Jesús, que dicen seguir a alguien que dijo: “Lo único que debes hacer para ser una persona de fe es dar la bienvenida al extraño?” Y es inconstitucional. Porque esta gente tiene derecho a solicitar asilo. La enmienda 14 incluso dice que cuando alguien llega a suelo estadounidense, cuando alguien llega aquí, esa persona no tiene que tener la ciudadanía para tener igual protección ante la ley. La ley dice que tienen derecho a solicitar asilo y hay un procedimiento que seguir. Y si quienes solicitan asilo no cumplen con ese proceso, entonces pueden ser devueltos a sus países de origen.

Pero que se hagan las cosas de esta manera tiene que ver con Trump y sus facilitadores -no podemos culparlo solo a él. La gente que está de su lado y se queda callada es tan culpable como él de estas acciones inhumanas, inconstitucionales e inmorales que se están ejerciendo contra seres humanos. Los y las migrantes son seres humanos. Miembros de la familia humana. Esto es feo, es pecaminoso. Es injusto. Está mal. Hago un llamado especial a todos los líderes religiosos para que se manifiesten en contra de esto. Y también los líderes políticos que tengan algún sentido de la decencia deberían oponerse a esto.

AMY GOODMAN: ¿Podrías contarnos qué pasó en Carolina del Norte el viernes, cuando agentes de ICE arrestaron a un inmigrante mexicano apenas salió de una iglesia en Durham donde había estado viviendo refugiado durante casi un año? Su nombre es Samuel Oliver Bruno, de 47 años de edad, salió para ir a la oficina de ICE en Raleigh para que le tomaran las huellas dactilares para poder presentar su solicitud para quedarse con su esposa e hijo en Estados Unidos. Cuando ya había sido detenido y encerrado en una camioneta de ICE, sus familiares, líderes de la iglesia y un grupo de gente solidaria rodeó el vehículo y permaneció allí cantando y rezando durante dos horas. ¿Por qué salió de la iglesia? ¿Qué se acordó entre los líderes religiosos? ¿Qué pasó?

REV. WILLIAM BARBER II: Justamente, en un minuto me voy a una conferencia de prensa para exigir al sheriff que, si aún no lo ha hecho, libere a este hombre. Salió del santuario porque ICE prometió a dos congresistas, Price y Butterfield, que le permitirían entrar y realizar el procedimiento adecuado. Sabían que se habían cometido errores y le permitirían hacer todo lo necesario para poder quedarse. Y les creyeron. Los congresistas le creyeron a la gente ICE. El pastor les creyó. La familia les creyó. Y apenas entró a las oficinas de ICE, no solo se lo llevaron; se le echaron encima. Lo tiraron al suelo y lo detuvieron.

Y los líderes religiosos —su pastor y otros— rodearon el carro y dijeron: “Si se lo llevan a él, nos tienen que llevar a todos”. En la la ciudad de Durham y en muchos otros lugares -como Durham y Raleigh muchos activistas están horrorizados con este tipo de engaños, este tipo de comportamiento feo. Mentirle en la cara a congresistas estadounidenses. Usar el sistema como modo de opresión contra ciudadanos destacados, contra la gente de este país, como este hombre que ha contribuido a este país de diversas maneras.

Pero incluso si no hubiera vivido aquí hace 22 años y todo eso, el hecho de que se comporten así y mientan de esa manera, bueno, muestra que están usando el ICE para llevarse gente. Y bueno, no quisiera que esto vaya demasiado lejos, porque sé muy bien lo que pasaba cuando la Gestapo se llevaba gente en Alemania y otros lugares. Sé muy bien lo que pasaba cuando se llevaban gente negra, incluso gente libre. O lo que pasaba cuando se llevaban gente indígena. Mirando hacia atrás, vemos que hemos pasado bastantes cosas feas en nuestra historia. Y esto es también brutal, está mal y es horrible. Pero me enorgullece ver tanta gente de todas las razas, colores, credos y sexualidades que se está manifestando en defensa de este joven y está dispuesta a luchar para que él pueda acceder a un debido proceso y tenga justicia en esta tierra. Y también los congresistas lo siguen apoyando.

AMY GOODMAN: En el último minuto que nos queda, quiero preguntarte cómo ves que el presidente Trump haya nombrado a Thomas Farr, el protegido del senador Jesse Helms, para despeñarse en el Juzgado Federal Distrital del Distrito Este de Carolina del Norte. ¿Puedes contarnos más sobre esto? REV.

WILLIAM BARBER II: Te cuento la historia, muy brevemente. Thomas Farr está vinculado con el nacionalismo blanco y con Jesse Helms. Ha sido el impulsor de todas las leyes racistas de supresión de votantes que se han presentado en este estado durante los últimos 25 años, y ha perdido. Los dos senadores de Carolina del Norte bloquearon a dos mujeres negras —una jueza de la Corte Suprema y una que trabajaba en el Departamento de Justicia para republicanos y demócratas— ni siquiera les permitieron tener una audiencia a estas dos mujeres negras, con tal de mantener este puesto vacante para él. Es el puesto que más tiempo lleva vacante en los tribunales federales. Quieren ponerlo en el distrito este de Carolina del Norte que es donde hay una mayor población afroestadounidense. Quieren recompensarlo por su racismo.

Ha impulsado políticas que los tribunales denominaron de “racismo quirúrgico”; los más altos tribunales de esta región. Y como recompensa para este hombre quieren ponerlo en la Corte Suprema. McConnell ha programado la votación para su designación. Necesitamos que todos los demócratas y todos los republicanos con conciencia se opongan a este nombramiento. Es una farsa el modo en que se realizó su nombramiento, pasando por encima de dos mujeres negras; el modo en que lo nombraron pasando por alto su historial racista. Y el hecho de que lo estén “ascendiendo” por impulsar leyes que violan nuestra Constitución y que ahora lo quieran nombrar como juez habilitado para interpretar la constitución. Esto está mal desde muchos puntos de vista y debemos detenerlo.

AMY GOODMAN: Reverendo Dr. William Barber, codirector de la Campaña de la Gente Pobre, presidente y orador principal de la organización Repairers of the Breach. Muchas gracias por acompañarnos desde Raleigh. Acaba de regresar de Mississippi, adonde Trump se dirige hoy para brindar apoyo a la senadora Cindy Hyde Smith en dos actos de campaña, en Tupelo y Biloxi. Después de la pausa, hablaremos sobre el intento del gobierno de Trump de ocultar un informe alarmante que contradice directamente la negación del presidente acerca del cambio climático. Quédense con nosotros.


Traducido por Lissette Favorite. Editado por Verónica Gelman y Democracy Now! en Español.

The original content of this program is licensed under a Creative Commons Attribution-Noncommercial-No Derivative Works 3.0 United States License. Please attribute legal copies of this work to democracynow.org. Some of the work(s) that this program incorporates, however, may be separately licensed. For further information or additional permissions, contact us.

Las noticias no comerciales necesitan de su apoyo

Dependemos de las contribuciones de nuestros espectadores y oyentes para realizar nuestro trabajo.
Por favor, haga su contribución hoy.
Realice una donación
Up arrowInicio